Untitled Document

Artículos

Por primera vez habrá dos escenarios (uno en Barrancas) y el festejo será sábado y domingo.

 

Como desde hace ocho años, la comunidad chino-taiwanesa porteña vuelve a preparar los festejos por el año nuevo chino pero esta vez redoblando la apuesta: dos días seguidos de propuestas culturales al aire libre, dos escenarios -uno en el Barrio Chino y otro en Barrancas de Belgrano-, shows en vivo y más de cien stands. El sábado 21 de enero, de 15 a 22, y el domingo 22, de 10 a 20, habrá propuestas continuas para recibir el 4710, año del dragón para los asiáticos.
El escenario principal se encontrará en la barranca de la glorieta y todo el parque estará ambientado como una gran feria oriental con puestos de comidas y artesanías. El segundo escenario estará en el Barrio Chino. Allí, las calles Arribeños y Mendoza se convertirán en peatonales y habrá stands culturales: institutos, organizaciones civiles, templos religiosos y el Jardín Japonés como invitado especial. Ambos espacios estarán conectados por lo que los organizadores bautizaron como El corredor del Dragón: cada dos horas el animal mitológico cortará el tránsito de Virrey Vértiz para que la gente pueda desplazarse.
"Cuando hace ocho años se empezaron a hacer los festejos eran sólo dos o tres personas con un pequeño escenario en donde se hacía la Danza del Dragón y un arte marcial. Con los años, el barrio comenzó a crecer y nos sumamos a la organización los jóvenes chinos que nos criamos acá. Lo único que faltaba era la sincronización en el armado de un evento para que, de veinte mil personas que naturalmente tiene el Barrio Chino un fin de semana común, se pase a los sesenta mil que vinieron el año pasado", señala Carlos Lin, de la Asociación Barrio Chino de Buenos Aires.
Además de los rituales tradicionales como la Danza del Dragón y la del León con los disfraces gigantes, se podrán apreciar: ceremonias budistas, demostraciones de artes marciales, la danza oriental Mulan Chuan, exhibición de caligrafía china, show de tango conformado por parejas de chinos y argentinos -acompañados por una orquesta también de ambas nacionalidades-, percusión japonesa, un número de pop oriental con bailarines argentinos y chinos, la ceremonia del té y una demostración gastronómica de cocina oriental en vivo.
"La participación en acontecimientos como éste en donde no hay banderas sino ganas de abrirnos a la sociedad que nos alberga, es fundamental. Realmente es un momento integrador con un propósito muy noble: unirnos en una festividad de la China tradicional", afirma Carola Kuo, de la Asociación Cultural China Argentina.

 

  • DZ/LR
  •  Alejandra Hayon Redacción Z
  • Fuente: http://www.diarioz.com.ar/nota-8557-barrio-x-barrio-ano-nuevo-chino-4710.html
Si desea recibir novedades e información por favor ingrese su email y haga click en Enviar

 

Estamos a tu disposición para atender tus consultas. Solicitanos información